Preparándose para la próxima Gran Tormenta Solar

Preparándose para la próxima Gran Tormenta Solar

En septiembre de 1859, en vísperas de un bajo promedio de ciclo solar, el sol desató una de las tormentas más poderosas en siglos. La llamarada subyacente era tan inusual, que los investigadores todavía no están seguros de cómo clasificarla. La explosión salpicó la Tierra con los protones más energéticos de medio milenio, indujeron corrientes eléctricas que probocaron fuego en oficinas de telégrafos, y provocó auroras boreales en Cuba y Hawai.

Esta semana, los funcionarios se han reunido en el National Press Club en Washington DC para plantearse una pregunta simple: ¿Qué pasaría si sucede otra vez?

“Una tormenta similar hoy en día puede acompañarnos”, dice Lika Guhathakurta, un físico solar en la sede de la NASA. “La sociedad moderna depende del sistemas de alta tecnología, tales como redes eléctricas inteligentes, GPS, y todas las comunicaciones por satélite son vulnerables a las tormentas solares.”

Como 2011 se desarrolla, el sol estaría de nuevo en la víspera de un bajo promedio de ciclo solar, por lo menos eso es lo que los meteorólogos están diciendo. El “evento Carrington” de 1859 (llamado así por el astrónomo Richard Carrington, quien fue testigo de la llamarada) nos recuerda que las tormentas fuertes pueden ocurrir aún cuando el ciclo es nominalmente débil.

En 2011 la situación sería más grave. Un alud de apagones llevados a todos los continentes por las líneas de energía de larga distancia podría durar de semanas a meses con los ingenieros luchando para reparar los transformadores dañados. Aviones y barcos no podrían confiar en las unidades de GPS para la navegación. Las redes de banca y financieras podrían apagarse, afectando el comercio de una manera única en la era de la información.

De acuerdo con un informe de 2008 de la National Academy of Sciences (Academia Nacional de Ciencias), una “super” tormenta solar podría tener el impacto económico de 20 huracanes Katrina. Leer el artículo completo: science.nasa.gov

Los analistas del Laboratorio de Clima Espacial GSFC crearon este modelo 3D de previsión de una eyección de masa coronal (EMC) en dirección a la Tierra el 21 de junio. Haga clic aquí para ver el EMC pasando nuestro planeta.

Artículos Recomendados

A %d blogueros les gusta esto: