CERN descubre partículas que aparentemente andan más rápido que la luz

Se supone que nada puede superar la velocidad de la luz – una ley de la física que posiblemente podría romperse si los resultados que arrojó una investigación del CERN resultan efectivos.

Los científicos enviaron a un grupo de partículas subatómicas llamadas neutrinos desde la base del CERN en Suiza al laboratorio Gran Sasso en Italia, a 732 km de distancia. Todo bien, excepto que las partículas llegaron una fracción de segundo más temprano de lo esperado.

El resultado, que desafía un siglo de historia de la física, tiene confundidos a los científicos, que pusieron el experimento a disposición de la comunidad para revisarlo.

“Intentamos buscar todas las explicaciones posibles para esto. Tratamos de encontrar un error – errores pequeños, complicados, o efectos distorsionadores – pero no encontramos nada”, dijo uno de los autores del informe, Antonio Ereditato, a la BBC. “Cuando no encuentras nada, lo que haces es decir, ‘bueno, ahora estoy forzado a salir y poner esto bajo escrutinio de la comunidad”, indicó.

La velocidad de la luz es el límite último de velocidad del universo, y gran parte de la física moderna depende de la idea de que nada puede ir más rápido. Miles de experimentos se han hecho para medir la velocidad de forma precisa, y hasta ahora ningún resultado la había excedido. Hasta ahora. Por un grupo de neutrinos.

Existen neutrinos de varios tipos, y recientemente se ha descubierto que pueden cambiar espontáneamente de un tipo a otro. Los científicos prepararon así un rayo de neutrinos de un sólo tipo, y lo enviaron desde el CERN a Gran Sasso para ver cuántos tipos diferentes llegaban hasta el otro lado. Mientras hacían las pruebas, los investigadores se dieron cuenta de que algunas partículas llegaron una fracción de milmillonésima de segundo antes que lo que se demora la luz en recorrer la misma distancia.

El equipo midió los tiempos de los neutrinos unas 15.000 veces, alcanzando un nivel considerado estadísticamente significativo en los círculos científicos, suficiente como para considerarlo un descubrimiento.

Sin embargo, el grupo entiende que podría tratarse de un error de sistema, que podría hacer que un resultado erróneo parezca real, lo que motivó a los científicos a hacer público el experimento para que lo revisen otros científicos.

“Mi sueño sería que otro experimento independiente descubriera lo mismo – entonces sería un alivio”, dice Ereditato. Mientras tanto, esperan que la comunidad al menos ayude a explicar el extraño resultado, que podría tener serias consecuencias para la ciencia.

 

Artículos Recomendados

Leave a Reply